Esta semana no se me ocurría qué escribir, lamento no haber pensado esto antes, tal vez hubiera ayudado a algún #startup amigo. Esta semana fue el pitch day en Imagine Labs de Microfost. Quiero hacer hincapié en que mi intención es ayudar al que lo necesito, y para nada, hacer alarde o algo por el estilo.
Sucede que soy una task focus person, por lo que para dar un pitch tengo que transformarlo en una task, así que esto es cómo me preparo para un pitch.

Preparar la presentación

Tener una presentación bonita me hace sentir con más confianza y más cómodo presentando. Preparar una presentación toma tiempo, por lo que hay que hacerlo con anticipación, sobre todo buscar y preparar las imágenes. Siempre utilizo Pixlr y un truco que hago para los iconos es buscar en Google “black silhouette”, por ejemplo, “cog black silhouette”. Para la presentación me tomo al menos 1 día y para reparar las correcciones que me haga mi equipo al menos otro.

Confiar en tu equipo

Le mando la presentación y un vídeo del pitch a mi equipo para que me hagan correcciones de forma y contenido, esto último principalmente ¿Se entiendo sí o no? ¿Qué hay que recalcar? ¿Qué no está destacado? ¿Qué hay que sacar? Sacar es super importante, a veces, por hablar mucho puedes incluso deslegitimarte.

Grabarse haciendo el pitch

Me grabo haciendo el pitch con mi celular o con la cámara del computador. El ejercicio no consiste en apretar rec y después simplemente verlo, hay que ver las partes que no salen fluidas y mejorar eso. Algo que hago para que salga fluido es que pienso en el concepto que estoy tratando de transmitir y cómo se conecta con los puntos contiguos. Esto lo aprendí cuando empecé a vender SaaS B2B, también es una técnica recomendada por Daniel Pink en su Libro To Sell is Human.

Practicar el pitch frente a desconocidos

Todo emprendedor es un loquiyo, pero todavía no llego al grado de salir a la calle a pedirle a las personas 6 minutos de su tiempo para venderles mi SaaS. Lo que hago es trato de aprovechar situaciones de trabajo en donde sé que habrán desconocidos, o al menos, personas que conozco muy poco. La idea es evaluar si sale fluido o no.

Practicar el pitch sin las diapositivas

Esto casi siempre lo hago mientras voy manejando porque así ahorro tiempo, si soy capaz de dar el pitch fluidamente sin ver las diapositivas me siento mucho mejor, siento que interiorizo el contenido.

Hacer una lista con posibles preguntas

Junto con el equipo elaboro una lista de posibles preguntas, las respuestas y las practico.

Lo obvio

Sí, por supuesto, practicarlo sólo en la mente, en voz alta en soledad, en voz alta en la casa cuando hay más personas y también frente a tu equipo.

Esta es la formula que me funciona a mi, no es única y cada uno tiene que encontrar la suya con la que se sienta bien, ojala ayude a alguien. Si tienes algún consejo, por favor, deja un comentario.

Quiero darle un abrazo a todos los #startup que estamos en esto, la mejor suerte para todos, estoy muy contento de estar rodeados de tantas personas tan pro. Quiero agradecerle a las personas de Imagine Labs por toda la guía y ayuda que nos han dado, y por supuesto, también a los jueces invitados que son un lujo.